Categories

Mensajes de Cumpleaños y Aniversarios

Categoría: Cumpleaños Madre

Mensajes Y Frases De Cumpleaños Para Mi Madre

Diciéndote Cuanto Te Quiero

Madre, como te quiero y no sé si lo recuerdas, pero ¿Sabías que se acerca tu cumpleaños? Si, ya ha pasado casi un año desde el ultimo y quería dejarte una pequeña sorpresa que te hiciera sonreír, diciéndote cuanto te quiero y lo importante que eres para mí.

Gracias por estar a mi lado a cada instante y cada segundo, porque no hay mujer más importante en mi vida que tú. Eres grande y valiosa, no dejaré de verte porque sin ti no soy nada. Feliz cumpleaños como adelanto, así comenzaré hoy para sorprenderte en los días siguientes.

Mi madre adorada.

Una Gran Celebración

Feliz cumpleaños 80, que gloria y que meta. Sé que te alegras al escuchar sobre tu cumpleaños, porque eres tan fuerte que no puedes resistirte a una gran celebración, donde tú eres la estrella y motivación de muchos. Feliz cumpleaños 80, que gloria y que meta. Sé que te alegras al escuchar sobre tu cumpleaños, porque eres tan fuerte que no puedes resistirte a una gran celebración, donde tú eres la estrella y motivación de muchos. Tierna, dulce y un sueño para muchos, donde todo aquello que piensas se hace realidad y te sientes la princesa del cuento. Te amamos y agrademos por quedarte con nosotros. Porque eres tan grande, única y especial que yo solo digo, no puede ser que sea real. Mi cuento de hadas es tenerte conmigo mamá.

Ocasión Perfecta

Mamá, es tu cumpleaños la ocasión perfecta para decirte lo importante que eres para mí, es un día para agradecer por tu apoyo, tu compañía, tus consejos y tus regaños, por estar ahí para mí siempre y enseñarme el camino de la vida.

Tú has sido mi modelo a seguir, todo lo que sé y todo lo que soy lo he aprendido de ti, gracias por heredarme tus virtudes, tu fe y la bondad con la debo ver a los demás y a ser positiva frente a las dificultades.

Hoy quiero decirte que te amo y aunque es tu cumpleaños, el regalo es para mí porque tenerte un año más a mi lado es la mayor fortuna.
Gracias madre.

Valor De Una Madre

No existe piedra preciosa que iguale el valor de una madre, vales más que cualquier riqueza en el mundo, entonces concluyo, soy millonario de tus besos, de tu desvelos y de ese amor incondicional que me ofreciste desde el momento que te diste cuenta que era parte de tu ser.

En mis noches de desvelo llega a mi mente recuerdos inolvidables de tu presencia en mi vida, a pesar de la distancia y de los años, hay momentos en que necesito de tu arrullo y abrigo.

Tengo la certeza que también el cielo está de fiesta por tu cumpleaños mamita linda.

Felicidades. Dios te bendiga siempre.

Madre Querida

Cuando decidiste darme la vida me regalaste todo tu tiempo madre querida, desde el mismo instante en que mi corazón empezó a latir, respire tú mismo aire, percibí a través de ti maravillosas sensaciones, ahora después de muchos años al tener en mis brazos a mi pequeño hijo, es cuando alcanzo a dimensionar cuán grande es tu amor por mí.

Madre linda, perdona mis momentos de desdén cuando ignoraba tus consejos y exigencias para mi propio bien. Celebrando tu cumpleaños y reconociendo tu ardua labor, la sensibilidad debilita mi alma y lloró al recordar cuánto dolor te infringí. Dame tu bendición que alivia y protege.

Madre Preciosa

En el jardín de mis recuerdos existe la rosa más hermosa de vivos colores que permanece imperturbable a las vicisitudes de la vida, es mi madre preciosa, así como sabe aliviar el dolor con una suave caricia, también se transforma en una fiera para defender mis derechos, me regocijo en lo recursiva que es, tiene la capacidad de resolver cualquier situación por difícil que sea.

Ya tienes tus cabellos plateados y aún conservas la fortaleza necesaria para brindarme tu regazo cuando el desaliento me embarga, eres todo para mí.

Celebro con mucha alegría verte sonreír frente al pastel de cumpleaños en compañía de todos los que te queremos.

Feliz cumpleaños madrecita linda.

Mamá Abuela

Feliz cumpleaños mama abuela, eres la más bella flor de mi jardín, eres mi abuela pero también mi madre gracias por enseñarme a perdonar las heridas que traía en mi corazón cuando asumiste el rol de madre mía.

Mi linda viejita tienes un corazón de oro, recordar tus tiernas manos cuando acariciaba mi cabello y cuando me sanabas al lastimarme jugando, es ¡hermosísimo! Que aún tengas vida para amar, acariciar y bendecir, te convierte en mi mejor tesoro, amo tu presencia, amo tu bondad y deseo de corazón que pases muy feliz en tu día.

Gracias mamita linda.

Feliz cumpleaños.

Esperando Mi Llegada

En el álbum familiar nunca encontré fotos del embarazo de mi madre esperando mi llegada, con temor pregunté la razón y la respuesta de mi madre me dejó confundida y asombrada: fuiste engendrada desde mi corazón y lo volvería repetir porque eres lo más lindo que me ha podido suceder.

Que te amé alguien que no es carne de tu carne, ni sangre de tu sangre es el acto más noble de una joven mujer como mi madre, gracias mamá.

Hoy que es tu cumpleaños madrecita linda, hago honor a tu entrega desinteresada a dar todo por mí, desde el mismo instante en que me dejaron en tus brazos.

Dios te bendiga grandemente.

Felicidades madre.

Cuento Contigo

Madre que feliz soy de saber que siempre cuento contigo, desde que nací atendía mis deseos y arrebatos, ahora igual, sigues atenta a ofrecerme tu apoyo y consejo, a pesar de que soy una mujer hecha y derecha me gusta acostarme a tu rincón y que me abraces fuerte después de mucho tiempo sin vernos.

En cada celebración de tu cumpleaños yo también pido un deseo, que por muchos años tenga la fortuna de escuchar tu risa resonando en mi corazón como campanas mañaneras, que invitan a expresar una plegaria de agradecimiento y bendición por tu linda vida.

Que los cumplas muy feliz. Te amo.

Mi Madre

Recuerdo que mi madre siempre estaba atenta para ayudarme a resolver las dificultades propias de los continuos aprendizajes desde que nací hasta lo que soy hoy, valoro como con una dulce sonrisa y mucha paciencia, me indicaba los pasos a seguir para encontrar mis propias respuestas.

Para mí, la felicidad más grande era cuando iba al jardín a recogerme y te veía como la mamá más linda y elegante de todas, hoy, aún conservas la sobriedad que te caracteriza y sigo sosteniendo que todavía eres la mamá más linda y elegante de todas.

Celebrar un año más de tu preciosa vida es otro motivo más para ser feliz.

Que tengas un lindo día mamita.