Categories

Mensajes de Cumpleaños y Aniversarios

Categoría: Cumpleaños Padrino

Mensajes Y Frases De Cumpleaños Para Mi Padrino

Feliz Cumpleaños Padrino

Un  día  de  fiesta  ¡inolvidable!  ¡Feliz  cumpleaños  padrino!  Que  este  momento  sirva  para  compartir en familia y permita que te expresemos nuestra admiración y cariño, nuestro aprecio por lo que eres y por lo que proyectas a tus seres queridos.

Contigo  conocimos  un  ser  muy  especial,  un  vínculo  que  se  forjó con  el  cariño,  aunque  no  es consanguíneo  tiene  implícito  muchísimo  amor  fraternal  como el  que  más,  te  sentimos  parte  de nuestra familia y te queremos como tal.

En este nuevo cumpleaños te reitero mis  mejores  deseos para ti segura que el creador te concederá lo que le pidas ¡Felicidades!

Felicidades Padrino

¡Qué alegría poder acompañarte en esta fecha! hoy, como siempre, felicidades padrino. Es un gran día para recordarte y luego festejar junto a todas las personas que te queremos y apreciamos de verdad.

Es tan gratificante saber que tu presencia siempre acompaña nuestros pasos, que enseñas con tu ejemplo a que seamos buenas y mejores personas, al igual que lo eres tú.

¡Feliz cumpleaños padrino querido! Te deseo muchas cosas bonitas y entre ellas que tengas una larga y magnifica vida, para disfrutar del amor y la compañía de quienes te rodean y quieren que seas muy feliz.

La Celebración De Mi Padrino

Un día especial, una celebración diferente, la celebración de mi padrino. Hoy honras la vida recordando con alegría el día en que naciste.

¡Feliz cumpleaños padrino querido! Feliz cumpleaños para un hombre íntegro y justo, para una persona excelente y amiga fiel. En esta época siempre te recuerdo, perdura en mi memoria, tu bondad y cariño fraternal.

Muchísimas felicidades en este día, buenos deseos y miles de bendiciones, para mejorar tu vida en todos los aspectos. Con la mejor intención de que en tu existencia solo halles amor, paz, abundancia y cariño. Felicidades.

Mi Padrino Cumple Años

Mi padrino cumple años, y me da lugar esta ocasión para recordar que importante es él en mi vida, y cuanto lo quiero.

Mi padrino cumple años y yo recuerdo tantos momentos junto a él, que aun en la distancia me hacen felices.

¡Feliz cumpleaños padrino querido! Espero que sea un día súper especial y único, y que al lado de toda la familia celebren la bendición de cumplir un año más.

Querido padrino me encantaría estar acompañándote en este momento, pero si bien no puedo estar allí de manera física, si lo estoy de corazón. ¡Felicidades!

Padrino Cumpleañero

Querido padrino cumpleañero, hoy te recuerdo más que nunca, pues sé que te encanta recibir las felicitaciones este gran día. Quiero expresarte que eres para mí, un segundo padre, un ser ejemplar y especial.

¡Feliz cumpleaños padrino! Ruego mucho a Dios por ti, por tu salud y por tu felicidad. Pero en este día en especial, quiero agregarle otras bendiciones. Por eso hoy deseo que tu vida sea larga y productiva, que siempre tengas tanto amor que te envuelva constantemente y que tus deseos, todos ellos se hagan realidad lo más pronto posible. Un abrazo y muchas felicidades.

Estoy Ensayando

Feliz cumpleaños a ti, feliz cumpleaños a ti… ejem, ejem. Estoy ensayando para un día especial: ¡el tuyo, padrino!

Eres el padrino más divertido que pudo tocarme. Yo creía, cuando mis padres me explicaron quién eras tú y el papel que ibas a jugar en mi vida, que serías un personaje muy serio del cual tendría que aprender muchas lecciones, obedeciendo sin replicar. Con lo travieso que yo era…

Sin embargo, la realidad superó mis temores. En verdad me has enseñado un montón de cosas, pero siempre con la didáctica de los mejores maestros, el cariño y la paciencia infinita de los grandes santos. Nunca falta tu sorprendente humor, esos toques de picardía…

Yo espero demostrar con mi vida lo buen ahijado que soy, empezando por celebrar tu nuevo año con buena música, abundante comida y numerosos regalos. Te lo mereces, querido padrino.

¡Bendiciones para ti!

En La Distancia

A mi padrino, en la distancia, le deseo el mejor cumpleaños de toda su vida.

Los kilómetros no me impedirán mandarte mis felicitaciones, ni entregarte a través de este mensaje, una pequeña muestra del inmenso cariño que guarda mi corazón por ti.

¡Mágicos fueron los momentos de mi niñez! En ellos me acompañaste, enseñándome lecciones sobre la vida y la fe. Gracias a tu tiempo y ternura, conocí a Dios, di mis primeros pasos en el aprendizaje de las verdades eternas.

Agradezco profundamente a ese Dios por colocarte en mi camino. También le pido encarecidamente que colme tu existencia con muchos días de alegrías. Además con un montón de gente que te ame, éxitos y bendiciones. Estoy segura que tu premio en el cielo será hermoso, tanto como lo han sido tus buenas obras.

Espero que, más pronto que tarde, pueda estrecharte en mis brazos y demos juntos gloria al Dios que tantas cosas buenas nos ha regalado.

¡Gracias por todo!

Mi Segundo Papá

Viene en camino un pastel muy especial, comida deliciosa y un montón de regalos para aquel que se ha convertido en mi segundo papá y en mi primer amigo. Adicionalmente, traemos toneladas de cariño y abrazos solo para ti. ¡Feliz cumpleaños, padrino!

Hay numerosas razones para celebrar esta ocasión con tanto regocijo. La primera es, por supuesto, tu aniversario de vida. La segunda, queremos homenajear a un hombre íntegro, inteligente, quien da todo por su familia. La tercera, deseo agradecerte por la formación que me has dado. De todos los maestros de vida, has sido el mejor…

La lista sigue, pero la comida se enfría y las bebidas se calientan. Así pues, mientras disfrutamos de los festejos, te seguiré explicando las causas de mi felicidad y lo afortunado que me siento de tenerte como padrino. Las mejores bendiciones de Dios para ti…

¡Felicidades!

Una Fotografía

Estoy viendo una fotografía de una bebé llorosa y un hombre que la toma en sus brazos: tú, padrino. Tu expresión es la de un hombre preocupado, inseguro de la responsabilidad que acaba de asumir. Hoy, día de tu cumpleaños, te digo de corazón: ¡lo has hecho excelente!

Costó un poco convencerte para que fueses mi padrino, pusiste muchas excusas. Sin embargo, la amistad que te unía con mis padres superó el miedo y aquí estás, rodeado de tus seres queridos, de tu ahijada consentida. No puedo imaginar mejor padrino que tú.

En tu honor, tendrás el día más especial de todos, para que celebres como Dios manda. Pienso cuidarte mucho, tanto como tú cuidaste de mí cuando era pequeña. De esta manera, podremos celebrar muchísimos años más compartiendo experiencias, festejando las cosas buenas, consolándonos en las no tan buenas.

¡Miles de bendiciones para ti, padrino!

Unos Cuantos Años

¡Felicitaciones por tu cumpleaños, querido padrino! Son unos cuantos años ya…

Desde temprano le he pedido a Dios que te otorgue una larga vida, mucha felicidad junto a tu familia y la multiplicación de tus amigos como flores en un jardín. Por ser quien eres, no tengo dudas de que las personas que te aman serán cada vez más abundantes. Es sencillo quererte.

Desde el día de mi nacimiento ya habías sido elegido como el padrino ideal. Tu excelente carácter, buen humor, sentido común y sobre todo, tu vida de fe, les dieron a mis padres la certeza para entregarme como ahijado. Desde mi bautizo he podido aprovechar tu presencia tranquilizadora y cada uno de tus sabios consejos.

Estoy seguro de que la vida te recompensará con creces tu generosidad, tu entrega amorosa. Gracias por ser mi padrino y mi amigo.